Ir al contenido principal

EL DOLOR PARTE VII El Duelo


LAS PERDIDAS Y EL DUELO

 

 

   Cuando perdemos a un ser querido nos invade la tristeza y el dolor, sin embargo, no es la única pérdida que vivimos, diariamente perdemos algo, existen pérdidas de todo tipo y magnitud, con el tiempo, lentamente vamos perdiendo la juventud, podemos llegar a perder un empleo que nos gustaba, perdemos sueños e ilusiones, a algún amigo entrañable, un novio o una novia, sentimos la pérdida cuando los hijos se van de casa a hacer sus propias vidas.

 

   Las pérdidas duelen, unas más que otras, pero todas, traen la posibilidad de tener algo nuevo, nos van haciendo más fuertes y resistentes, es como irse curtiendo con la vida, para prepararnos hacia la pérdida más grande y profunda, la de nuestra propia vida.

 

   El duelo es el proceso por medio del cual vivimos nuestras pérdidas, es el período de luto donde nos permitimos llorar y estar tristes por lo que hemos perdido. La tristeza nos permite un tiempo para estar a solas con nosotros mismos, hacer un alto temporal en nuestras vidas para  analizar lo que hemos vivido y lo que estamos sintiendo, es la oportunidad que tenemos para estar en contacto con nuestro ser. La mayoría de las personas evitan la tristeza y el dolor, sin embargo, el duelo no se resuelve si no se le vive plenamente, si no permitimos la expresión de todos nuestros sentimientos, ya que dentro del duelo no solamente sentimos la tristeza, muchas veces también sentimos enojo, frustración, impotencia, apatía, debilidad, etc.  La expresión de los sentimientos resuelven el duelo, de lo contrario, el duelo se volverá patológico y en lugar de durar un determinado tiempo, durará por años o quizá para siempre. En caso necesario se puede buscar ayuda profesional que brinde apoyo psicológico y emocional.

 

   Todos vivimos pérdidas y cada individuo las vive de manera diferente y siente el dolor con la intensidad que el valor de lo perdido tenga para esa persona. Nadie nos puede decir qué debemos sentir, ni tampoco nos pueden decir si estamos exagerando o no, solamente nosotros sabemos lo que significó esa persona o lo que significó eso que se ha perdido, tómate el tiempo que necesites para sentir y expresarte, busca tu red de apoyo en los amigos y la familia. Lo que sientes es real y natural y busca darte lo que necesitas, eso que solo tú sabes.


Psic. Elena Bouchot Gamas
Consultorio: 52-33-78-72
Celular: 55-2951-5860
Página Web:
www.consultagestalt.com
Blog: http://www.gestaltconsulta.info/

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Crisis de la Edad Adulta

Una gran maestra que tuve en la universidad me compartió este artículo, por demás interesante y con su permiso lo posteo en este blog para enriquecerlo y hacerlo más interesante y versátil. Sé que te va a interesar mucho, es un tema tan actual y a la vez tan antiguo, y entendamos de qué se trata esta crisis.



Los Sentimientos y su importancia

LOS SENTIMIENTOSTodos nosotros nacemos con un paquete de sentimientos, ellos son naturales y positivos por más desagradables que puedan parecer a veces. Estamos en una civilización bastante desensibilizada, evitamos sentir lo más posible porque nos han dicho que eso es malo, pero evitar sentir es muy dañino, sobre todo, evitamos sentir lo desagradable, nos han enseñado también que debemos vivir placenteramente, de una manera hedonista y superficial. La realidad es que el sufrimiento y el dolor existen y yo no conozco a nadie que no haya sufrido alguna vez, es parte inevitable de la vida.Los sentimientos tienen la facultad de avisarnos que algo está pasando, es una alarma que nos señala algo que tenemos que analizar y cambiar en nosotros. Por ejemplo:a)La Tristeza nos avisa que necesitamos tomar un tiempo para estar con nosotros a solas.b)El Enojo nos permite poner límites y defendernos.c)La Alegría nos contacta con la vida.d)El Afecto nos contacta con otras personas.e)El Miedo nos per…