Ir al contenido principal

Libro de Walter Riso!!

MANUAL PARA NO MORIR DE AMOR (Extracto Libro)

Propuestas para no morir de amor, cuando ya no te quieren.

¿Tiene sentido perseguir algo o a alguien que ya ha escapado a tu control? Se ha ido, ya no está, ya no quiere estar. ¿Para qué insistir? Hay cosas que te son imposibles, no importa el deseo y la ganas que le pongas. ¿Qué opinarías de alguien que pataleara y se retorciera de rabia porque llueve? ¿No sería mejor sacar el paraguas que lloriquear y protestar contra el mal tiempo? Aprender a perder es la capacidad que tiene una persona para discernir qué depende de uno y qué no, cuándo insistir y cuándo dejarse llevar por los hechos. No tiene mucho sentido «convencer» a alguien de que te quiera (el amor no sigue ese camino), pero sí puedes despejar tu mente para dejar entrar a una persona que se sienta feliz de amarte. Es mejor que emplees cada gota de energía y sudor en sanar tu alma que invertirla en lamentarte por lo que podría haber sido y no fue. Los que se quieren a sí mismos emplean esta frase afirmativa y orgullosa, saludable a fin de cuentas: «Si alguien no me quiere, no sabe lo que se pierde». Como consuelo, he conocido infinidad de personas que fueron abandonadas y con el tiempo terminaron agradeciendo la ruptura porque encontraron a alguien mejor para ellos. Piensa en los amores que han pasado por tu vida, en lo que representaron en su momento, en aquella adolescencia ciega y frenética de amor y míralo ahora con la perspectiva que dan los años. ¿Te provocan algún impulso irrefrenable, algún sentimiento desbordado: te agitan, te mueven, te angustian? No, ¿verdad? La memoria emocional ha dado paso a una memoria más conceptual, fría y adaptativa. Muchos de esos recuerdos no pasan de ser una anécdota, elementos de tu historia personal y parte de tu currículum vítae afectivo. ¡Y habrías hecho cualquier cosa para mantener esas relaciones! En su momento, pensabas y sentías que morirías en cada adiós o por cada amor no correspondido, pero actualmente no te hacen ni cosquillas. Pues lo mismo ocurrirá con la persona que hoy ha dejado de amarte: será un recuerdo más, cada vez más aséptico y distante. A medida que el tiempo transcurra y empieces a vivir tu vida, llegará la calma.

No existen fármacos para este tipo de dolor, no hay una píldora para «el día después » o los seis meses posteriores, que es lo que más o menos dura un duelo. Hay que soportarlo y resistir, como si se tratara de un combate de boxeo: hoy le ganas un round al sufrimiento y mañana te lo gana él. Lo único que debe preocuparte es no perder por knockout, porque si aguantas, aunque te desplomes sobre la lona una y otra vez, te aseguro que ganarás por puntos...

WALTER RISO








Psic. Elena Bouchot Gamas
Consultorio: 52-33-78-72
Celular: 55-2951-5860
E-mail: elena_bouchot@hotmail.com
Página Web:
www.consultagestalt.com
Blog: http://www.gestaltconsulta.info/
Consultorios en: Col. del Valle y Col. Lindavista
México, D.F.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Crisis de la Edad Adulta

Una gran maestra que tuve en la universidad me compartió este artículo, por demás interesante y con su permiso lo posteo en este blog para enriquecerlo y hacerlo más interesante y versátil. Sé que te va a interesar mucho, es un tema tan actual y a la vez tan antiguo, y entendamos de qué se trata esta crisis.



Los Sentimientos y su importancia

LOS SENTIMIENTOSTodos nosotros nacemos con un paquete de sentimientos, ellos son naturales y positivos por más desagradables que puedan parecer a veces. Estamos en una civilización bastante desensibilizada, evitamos sentir lo más posible porque nos han dicho que eso es malo, pero evitar sentir es muy dañino, sobre todo, evitamos sentir lo desagradable, nos han enseñado también que debemos vivir placenteramente, de una manera hedonista y superficial. La realidad es que el sufrimiento y el dolor existen y yo no conozco a nadie que no haya sufrido alguna vez, es parte inevitable de la vida.Los sentimientos tienen la facultad de avisarnos que algo está pasando, es una alarma que nos señala algo que tenemos que analizar y cambiar en nosotros. Por ejemplo:a)La Tristeza nos avisa que necesitamos tomar un tiempo para estar con nosotros a solas.b)El Enojo nos permite poner límites y defendernos.c)La Alegría nos contacta con la vida.d)El Afecto nos contacta con otras personas.e)El Miedo nos per…